Hacer una remodelación de la casa, recámara o espacio en específico de un inmueble no tiene que ser tan estresante como parece, siempre y cuando haya una buena planeación. Por lo general, si se siguen los pasos adecuados la reducción de tiempo, trabajo y costos es muy significativa.  Lo primero que se debe planear es definir exactamente qué quieres. Dependiendo el espacio que quieres remodelar, ya sea la sala, el baño, la cocina, o una remodelación integral, es la medida de la necesidad de hacerlo uno mismo o contratar a un especialista.


Nuestras recomendaciones para antes de iniciar con tu proyecto de remodelación son:


  • Definir cuáles son los espacios que quieres modificar o renovar, y valorar el impacto que va a tener en el ambiente general del inmueble
  • Hacer un listado de los elementos o mobiliario nuevos que se van a agregar
  • Hacer un presupuesto global del proyecto, y sobre este agregar un porcentaje para imprevistos
  • Estimar el aproximado del tiempo que tardará la remodelación.
  • Investiga y cotiza en diferentes tiendas y casas de materiales, para tener una idea de los costos de lo que necesitas. Procura no intentar ahorrar con materiales económicos, a menos que sean bien recomendados, ya que puede tener consecuencias negativas para tu proyecto.


Si quieres saber más de este tema, envíanos un correo electrónico: carmensalas_68@hotmail.com